lunes, 30 de julio de 2007

Mi primera vez...

La primera vez que me decidí a embarcarme para realizar un avistaje de cetáceos fue hace un par de añitos en Tenerife. Estuve realizando un curso sobre cetáceos, y para muchos de los participantes del curso era nuestra primera vez (os daréis cuenta por lo nerviosos que estamos todos en el vídeo y las chorradas que decimos).

Mi primer delfín en libertad fue un calderón tropical o ballena piloto, como lo llaman en Canarias (Globicephala macrorhynchus), en concreto un juvenil muy juguetón que no hacía más que acercarse a la proa para nadar junto a nosotros y sacar la cabeza (spyhop) para espiarnos, hasta que su madre se acercaba y lo alejaba.

Ese primer encuentro me dejó fascinada, ¿cómo un animal salvaje iba a sentir por mí, tanta curiosidad como yo por él? ¿quién había venido a ver a quién? Me di cuenta de lo inteligentes y fascinantes que son los cetáceos. Desde entonces me quedé prendada, y siempre que puedo viajo a algún sitio donde pueda ver cetáceos, o ellos puedan verme a mi!

Aquí os cuelgo el vídeo de mi primer encuentro con un cetáceo, esperando que os despierte tanta curiosidad y emoción como lo hizo en mí.



http://www.youtube.com/watch?v=vV0s55t7sqA
http://www.youtube.com/watch?v=pxc-TRounhM
http://www.youtube.com/watch?v=wfUP8p6CWxU

3 comentarios:

CARMEN Y RULA dijo...

hola me llamo Raúl,
vivo en tenerife.
solo una sugerencia:
cuando se va a ver cetaceos una de la reglas que no se deben romper es el respeto a estos animales, en el video se ve como la lancha esta muy encima de él, eso los estresa un monton, se puede hacer los mismo, pero guardando algunos metros de distancia, es solo una sugerencia, ya se que es alucinante, pero no hay que perder la perspectiva y saber cuando se les puede estar molestando.
un saludo grandote y que esas ilusiones continuen, son animales alucinantes.

Marta dijo...

Perdona si el vídeo te da otra impresión, pero la embarcación guardó la distancia de aproximación, y lo hizo desde una perspectiva lateral, para no estresar a los animales. He participado en varios avistamientos desde barco y al menos con 7 u 8 compañías distintas, y esta fue una de las experiencias más repetuosas que he vivido.



El animal está tan cerca porque él mismo se acercó a hacer bowriding en la proa del barco, comportamiento muy común en casi todas las especies de delfínidos y que no es otra cosa que un comportamiento de socialización con el barco. Te aseguro que cuando una embarcación se aproxima a un animal esquivo, no podemos disfrutar de esta maravillosa navegación con los calderones. De hecho, como bien sabrás, los calderones reciben el nombre de ballenas piloto, porque históricamente eran conocidos por desarrollar este comportamiento ante cualquier barco, "guiando" a los marineros. Bonito verdad.



Lo que no se puede hacer es estresar a los animales y perder la perspectiva de la conservación y el repeto, como tú bien dices. A ver si algún día que tenga tiempo cuelgo un video tomado por mi también en aguas canarias de lo que no se debe hacer nunca al aproximarse a un animal. Recuerda que no podemos juzgar una imagen si no conocemos exactamente lo que está pasando. Eso es lo que intento con el blog, dar a conocer estos animales, para que uno mismo aprenda a juzgar que es lo que se debe o no hacer. Antes de juzgar hay que conocer, y el conocimiento es la única vía para amar la naturaleza y respetarla.



Te animo a consultar mi blog, proximamente, ya que tengo pensado colgar el código de conducta establecido por la ley, para que todo el mundo pueda conocer las distancias de aproximación de los barcos a los cetáceos (pero los cetáceos no tienen distancias mínimas de aproximación ni entienden de leyes!) y las normas básicas de repeto.



Un saludo, y a leer!

Marta.

CARMEN Y RULA dijo...

hola Marta,
Gracias por la aclaración.
disculpa, entonces, mi comentario al respecto.
Creo que me precipité, y como amante de los cetaceos que soy y amante del mar, creo que enfoqué mal mi comentario.
he visto, en tenerife, barcos que se echan literlmente encima de los animales y tambien estoy un poco quemado de como se ha vuelto un negocio, que en muchos casos, dejan aparte la conservación y respeto del medio.
He tenido el placer de bucear con ellos y es una experiencia increible.
Tu blog me resultó y me resulta muy interesante, lo consulto con bastante frecuencia.
Sin mas y reiterando mis disculpas
un cordial saludo
Raúl